Procesando...

El mito del Perro peligroso

Domingo, 10 de Enero, 2010

Perro peligroso "Yo tengo perro, es un pastor australiano, es un perro pastor y por lo tanto, su aspecto no es fiero a pesar de que también tiene dientes. Todos los días salimos a pasear y múltiples niños se acercan a jugar con él. Muchos adultos no pueden resistirse a preguntar: ¿qué raza es?, ¿cómo se llama?, ¿lo puedo tocar? Todas estas cosas me llenan de satisfacción, implica que hay gente que ama a los perros.

Otros días de paseo me cruzo con gente que directamente se aparta al ver a mi perro, o le dice a su hijo: no te acerques que te morderá, o simplemente me grita que debería llevar bozal. ¿Es lógico?

¿Señores, se han parado a observar a los perros alguna vez? Si ustedes dedican cinco minutos a observar en un parque a los perros descubrirán que el perro pequeño es más agresivo que el grande, que los perros se comportan como lo hacen sus dueños, que los niños no saben tratar a los perros y que los perros están continuamente comunicándose con nosotros.

Somos nosotros los que no sabemos interpretar su lenguaje. El problema lo tenemos nosotros con los perros, no los perros con nosotros. Cuando un padre le dice a su hijo: «No te acerques al perro que te morderá», ten por seguro que ese niño será infeliz durante toda su vida. El padre le está creando un miedo injustificado hacia los perros, no le permite explorar la sensación de estar con otro ser vivo, y no le permite comunicarse con él.

Cuando observamos a un dueño, inmediatamente observamos al perro. Nos damos cuenta de que andan de manera muy similar. ¿Cuántas veces hemos visto un niño que no se comporta de forma educada y hemos dicho «de tal palo tal astilla» o «si los padres son así cómo se van a comportar los niños?». Pues con los perros pasa lo mismo. Si se educan bien, son la mejor terapia para los niños, la mejor compañía para un adulto.

Por ello, cuando dicen razas potencialmente peligrosas, deberían decir dueños potencialmente peligrosos. Los animales nunca tienen la maldad como característica, ni matan por placer, ni provocan dolor, ni maltratan. Todas estas virtudes sólo son atributos del ser humano. Los perros no son peligrosos, los hacemos peligrosos."

¿Qué opinas?, participa y déjanos tus comentarios.

Fuente: http://www.lasprovincias.es/
Por: Sandra Castañer



 

Comentario(s)
  1. los perros piensan de una manera muy especial y tienen un olfato que los distinguen de los demás animales,'si tu tienes fobia a los perros estos te olfatean que tu los tienes pánico ,en cambio si el perro es rebelde como su amo y te olfatea que tu eres una persona sin miedo ni almo ni al mismo perro este perro y su amo se acobardan;y este par de bravucones se enredan entre si, esto es amoperro,y perroamo,llegando a demostrar su total cobardía ante ti eres más que el perro y amo juntos